domingo, 8 de septiembre de 2013

CACHORROS

CACHORROS 

Considerar antes de tener un perro 

Es importante considerar el espacio disponible, el tiempo que hay que dedicar a su ejercicio y cuidado, y los costos asociados a su alimentación, gastos de veterinario y arreglos vacacionales. También debés tener en cuenta el número de horas que el cachorro va a permanecer solo y si preferís que pase la mayor parte del tiempo adentro o afuera. Todas estas decisiones van a determinar qué raza de perro es más conveniente para vos. 

Las diferentes razas de perros 

Averiguá sobre las distintas razas de perros para encontrar la más adecuada a vos y tu familia. O también podés decidir tener un adorable y cariñoso cachorrito sin raza que está ansioso por ser adoptado en un refugio, éstos generalmente los entregan desparasitados y con las vacunas al día. En todo caso, es siempre una buena idea llevar a tu nuevo amigo a un veterinario para un examen de salud completo y para cerciorarte de tener la mayor cantidad de información posible para su cuidado. 

Consultando con tu veterinario 

* Si estás pensando en una raza en particular, visitá a un veterinario para que te asesore respecto de qué raza es mejor para el tipo de hogar que le puedas dar, ya que cada raza tiene necesidades especiales. 
* Los perros sin raza son también excelentes y muy cariñosas mascotas, y por su puesto, tienen sus propias necesidades. Preguntá a un veterinario acerca de los centros de adopción y refugios de tu barrio, porque esto va a darte alguna información extra para elegir al perro correcto. 
* Es probable que tu nuevo amigo necesite de un período de adaptación cuando llegue por primera vez a tu hogar. Puede que corra y quiera explorar y oler todo, puede llorar, o incluso echarse en un rincón a dormir. Haga lo que haga, ten todo preparado para que comience a hacerse la idea de que llegó a casa. Mostrale sus platos para la comida y el agua, sus juguetes, su cama, su cucha, y cualquier cosa que hayas preparado para él. 
* Consulta con tu veterinario sobre las medidas de prevención que debés tomar para evitar posibles enfermedades, pulgas y demás; sobre los productos del hogar que son tóxicos (como el chocolate o las cebollas) y que te dé sus consejos para los primeros días en el hogar. 

Recordá que tu veterinario va a ser tu fuente de información más confiable y precisa. 

LA LLEGADA DEL CACHORRO 


Primeros pasos 

Para asegurarte de que tu cachorro experimente un crecimiento óptimo, necesitás tomarte tiempo para cerciorarte de que viva en un ambiente seguro y de que esté desarrollando pautas de buena conducta. 
Si dedicás tiempo y esfuerzo en tu cachorro ahora, ambos van a apreciar el resultado final: un compañero sano y feliz de por vida. 

Llevarlo a casa 

* Cuando lleves a tu cachorro a su nuevo hogar, hablá de su alimentación con el veterinario y pedile una tabla nutricional, con el detalle de los tipos de alimento, de las cantidades, y de los tiempos de alimentación recomendados para tu cachorrito. 
* Si tu cachorro proviene de un criadero, consultá con el Criador la dieta que llevaba antes de conocerte, y no te apresures a cambiarla, ya que el cambio de hogar es de por si es estresante para tu cachorro y mantener la continuidad en su alimentación es importante. Esperá hasta que se haya asentado, y entonces cambiá el alimento gradualmente: remplazá cada día un quinto de la dieta anterior por un quinto de la nueva dieta, mezclalo bien y ofrecéselo a tu cachorro. Para el quinto día ya habrás logrado hacer el cambio exitosamente. 
* Cuando tu cachorrito llega a su nuevo hogar, el estrés de dejar a su madre o de encontrarse en un nuevo ambiente puede causarle malestares estomacales o diarrea. Si esto persiste por más de 24 horas o si empeora, consultá a tu veterinario. 
* Asegurate de que tu cachorro tenga su propio plato de comida y de agua y de que ambos se mantengan limpios y separados de los platos de la familia. Siempre debe haber agua fresca disponible. Si notás que tu cachorro está excesivamente sediento, puede estarse sintiéndose mal así que consultá a tu veterinario. 

Hogar a prueba de cachorros 

Criar a un cachorro no es como criar a un niño, ¡porque se meten en todo! Para un cachorrito aventurero, el mundo es completamente nuevo y fascinante, por eso investigan casi todo con sus bocas, y es muy importante que hagas un chequeo de la seguridad de tu casa antes de traer a tu nuevo compañero canino. Examiná los cuartos para evaluar qué peligros pueden estar al acecho de un cachorrito curioso, como por ejemplo: 

* Cables eléctricos que puedan tentarlo a mascar o agarrar, y objetos agudos como cuchillos, tijeras o alfileres. 
* Trapos de limpieza o esponjas, y cuerdas que cuelguen de cortinas o de ventana ciegas. 
* Objetos pequeños que tu cachorrito pueda tragar. 
* Cerciorate de que los productos dañinos de limpieza, como jabón para la ropa o blanqueadores, estén también fuera de su alcance. 
* Caminá alrededor de tu jardín en busca de potenciales peligros, y si es cercado verificá que no haya aperturas en las esquinas o en las puertas que estas podrían ser potenciales rutas de escape. Los cachorros inquietos pueden pasar por lugares muy pequeños. 
* Ciertas plantas domésticas pueden ser tóxicas para tu cachorro, así que asegurate de que estén fuera de su alcance. 


Los primeros dias 

* Nombre: Un cachorro necesita un nombre correcto al cual responder, un nombre que concuerde con su personalidad o apariencia. Elegí un nombre para tu cachorro e intentá usarlo con frecuencia. Vas a ver qué pronto va a responder cuando lo llames. 
* Un buen descanso: Tu cachorro necesita un lugar seguro y protegido para dormir. Al principio va a querer un lugar cómodo para acurrucarse, como una manta dentro de su cucha. Un tip muy útil: una bolsa de agua tibia envuelta en una manta lo van a confortar en sus primeras noches solo. 
* Contenedores de Alimento: Los cachorros hambrientos son comedores entusiastas por lo que vas a tener que asegurarte de proporcionarle comederos de alimento limpios e irrompibles, que sean difíciles de volcar y masticar. Cerciorate siempre de que tengan disponible agua limpia y fresca. Ideal si es de acero inoxidable. 
* Mantenerlos en casa: Contemplá mantener a tu cachorro en casa (con excepción de las visitas al veterinario y de los viajes cortos para acostumbrarlo a andar en auto) hasta que tenga por lo menos 12 semanas. Esto te va a ayudar a protegerlo de las enfermedades hasta que esté completamente vacunado contra todos los virus e infecciones bacterianas. 



LOS CUIDADOS DE TU NUEVO AMIGO 

Alimentando a tu cachorro 

Los cachorros tienen necesidades nutricionales específicas, por eso es muy importante alimentarlos con una comida elaborada especialmente para ellos. Pero cuidado, porque una sobrenutrición en un cachorrito también es perjudicial, ya que puede ocasionar alteraciones en su desarrollo óseo. 
 
Hora de comer 

La ración de los perros jóvenes puede dividirse entre cuatro y cinco ingestas al día hasta que aproximadamente cumplan las diez semanas. Luego, hasta que alcancen aproximadamente el 50% de su peso adulto, tres o cuatro ingestas al día. Ya llegada la adultez, la ración de comida se puede ofrecer dividida en, como mínimo, 2 comidas por día. 

Cuidado y salud 

Te recomendamos siempre sacarte todas las dudas consultando al veterinario de tu cachorro. Será él quien conozca el historial médico de tu cachorrito y pueda ofrecerte el mejor consejo. 
Encontrá acá algunas ayudas para tener siempre a mano. 

Un veterinario para tu cachorro y tu tranquilidad 

Elegí un veterinario en tu barrio y asegurate de visitarlo durante las primeras semanas. Un buen veterinario va a darle a tu nuevo amigo un completo chequeo de salud y va a recomendarte un plan de vacunación y una rutina de desparasitación. 

Dientes 

Al igual que los bebés, los cachorros atraviesan la dentición, así que no te preocupes cuando tu cachorrito pierda los dientes de leche. Esto también significa que tu cachorro va a necesitar mascar. Podés limitar el daño a tus zapatos y muebles dándole algunos juguetes masticables, diseñados para ayudar a remover y prevenir la acumulación de placa y sarro, que con el tiempo puede causar la inflamación de encías y la pérdida progresiva de los dientes. 

Pulgas / Garrapatas 

Todos los perros se rascan, pero si tu cachorro se rasca excesivamente puede que tenga un problema de pulgas. La mejor manera de mantener a tu amigo libre de pulgas es implementar un programa integrado de control, es decir destruir todas las pulgas adultas visibles, tratar la ropa de cama, el ambiente circundante y cualquier otra mascota al mismo tiempo y utilizar un producto de prevención de larga duración. 

Si vivís en un área donde las garrapatas son un problema, debés examinar regularmente a tu cachorro por estos parásitos, especialmente en los meses más calurosos cuando las garrapatas son más activas. Si encontrás una garrapata, contactate inmediatamente con tu veterinario para que te aconseje cómo proceder. 

Vacunación y desparasitación 

Todos los cachorros deben ser vacunados contra un número de enfermedades infecciosas. Si compraste tu cachorro de un criador registrado o de una veterinaria, tu pequeño amigo probablemente ya haya comenzado el proceso de vacunación. Si este es el caso, debés haber recibido un certificado de vacunación. Llevá este certificado al veterinario en tu primera consulta. El veterinario te aconsejará qué vacunas o refuerzos son necesarios. 
No debemos descuidar la importancia de mantener al día el plan de vacunación de nuestro cachorro. 
Los cachorros que asisten a una escuela de adiestramiento, a exposiciones y a guarderías deben estar completamente vacunados para protegerse, tanto a ellos mismos como a los otros perros, de estas enfermedades sumamente contagiosas. 
 
Cuidados Especiales 

* La raza de tu cachorro determinará la cantidad de tiempo que vas a tener que ocupar en sus cuidados. Las razas de pelo largo probablemente van a necesitar que cepilles su pelo todos los días, y las razas de pelo corto sólo una vez a la semana. 
* Tu cachorro se debe acostumbrar a que lo peinen y cepillen ya que esto te permitirá revisar regularmente si tiene pulgas, garrapatas o cualquier otro potencial problema. Un cuidado regular, prestando mayor atención en las áreas problemáticas como las orejas y los pliegues del cuerpo, ayudarán a mantener un pelaje sano. 
* Es importante para tu cachorro lleve un collar liviano con una chapa de identificación anexada. Esto permitirá que sea devuelto en caso de extravío. 

Ejercicio y Diversión 

¿Cuanto ejercicio necesita mi cachorro? 

Los cachorros en etapa de crecimiento necesitan mucho descanso, una alimentación correcta, mucho amor y un ejercicio apacible. Jugar en el parque y una caminata lenta al final de la calle y de vuelta es más que suficiente ejercicio para un cachorro joven. Permití a tu cachorro un descanso tan pronto como él o ella muestre signos de cansancio. Los huesos jóvenes y las articulaciones pueden dañarse con ejercicio arduo, y generar problemas que a veces sólo se detectan cuando el perro madura. Es mejor evitar juegos como saltar y rotar al igual que aquellos juegos que impliquen subir y bajar corriendo las escaleras. 
 
Juegos de Cachorros 

Jugar con tu cachorro es una gran forma de divertirte con tu nuevo amigo y una parte importante del proceso de vinculación entre ambos. 
Al jugar juntos, acordate que ¡vos sos el jefe! Los perros son un poco brutos, por lo que es importante que vos marques los términos durante los juegos; de otro modo a la larga te puede resultar dificultoso entrenar y disciplinar a tu cachorro. Para mantener la disciplina, debés ser "el que manda", decidiendo cuándo comienzan y terminan los juegos. 
También es una buena idea evitar juegos que sean muy rudos ya que tu pequeño amigo lo puede interpretar como un permiso para actuar de una manera que la gente fuera de tu casa puede no apreciar. 
Hay esencialmente dos tipos de juegos que podés jugar con tu perro: 

* Juegos de lanzamiento: alentá a tu cachorro a recoger, llevar y sacudir objetos. 
* Juegos de persecución: donde tu cachorro persiga objetos en movimiento. 

Cualquiera sea el tipo de juego que escojas es generalmente mejor que lo juegues de a ratos cortos así, al final, tu cachorrito no acaba agotado ni aburrido. De hecho, es una buena idea detener los juegos mientras tu pequeño compañero aún se está divirtiendo, así siempre está ansioso de unirse al juego y a la espera de la próxima vez. 

Juguetes 

Los cachorros, como los niños, ¡adoran los juguetes! Los juguetes cumplen un papel importante en el desarrollo mental y físico de tu cachorro y, dependiendo del tipo de juguete, son capaces de mantener a tu pequeño divertido durante horas.  

* Los juguetes masticables son siempre un gran éxito entre los cachorros. Mascar es un instinto natural para los perros y ayuda a reforzar los músculos de alrededor de la mandíbula y a mantener los dientes limpios. 
* En la mayoría de los casos, los cachorritos encontrarán difícil de resistir cualquier cosa que se mueva o que haga ruido por lo que es una buena idea tener una colección de calidad de juguetes masticables seguros, pelotas o huesos de goma y juguetes que hagan ruido. 
* Cualquiera sea el que elijas, asegurate de que esté hecho de una material no tóxico y lo suficientemente fuerte para que no corra riesgo de astillarse ni de romperse en pequeños pedazos. 

Comportamiento y Adiestramiento 
 
Cada día es un día de aprendizaje para un cachorro curioso y sos vos quien tiene que enseñarle las formas y comportamientos apropiados para que disfruten al máximo su amistad 

Cinco pasos para un entrenamiento exitoso 

1. Tenés que estar atento a las señales de que tu cachorro tiene que hacer sus necesidades y entonces llevarlo afuera de inmediato. 

2. Un cachorro pequeño no tiene control de su vejiga y va a necesitar varios paseros para "ir al baño". Sacá a tu cachorro afuera siempre al mismo lugar a primera hora de la mañana, después de cada comida y siesta, a última hora de la noche y siempre que estén excitados o nerviosos. En la casa, procurá que reconozca como "baño" un sector cubierto por papel de diario, que luego irás disminuyendo hasta que tenga mayor contención. 

3. El castigo no es la manera de abordar los "accidentes". Tu cachorrito no va a entenderte e incluso puede llegar a encontrar un "lugar secreto" para aliviar su necesidad cuando no lo estés vigilando. 

4. Felicitá a tu cachorro cada vez que lo "haga" en el lugar correcto. 

5. Tratá a tu cachorrito de la misma manera que tratás a los niños: con paciencia, supervisión constante y con mucho tacto y amor. 
# Enseñale a entender lo que le estas pidiendo 

No es muy difícil lograr que tu cachorrito entienda las cosas que querés que haga. Sólo tenés que armarte de paciencia y enseñarle con mucho amor y dedicación. Acá te proponemos algunos tips básicos que van a hacer que la convivencia sea óptima. 

* Sentado/sit: Con un poco de tiempo y paciencia, todo tipo de perro aprende a sentarse en asunto de días. 
* Quieto: enseñar a su cachorrito a permanecer quieto es importante para su seguridad, y es muy útil para las actividades diarias. Para lograr un mejor efecto, tu cachorro tendrá que dominar primero la orden "sentado". 
* Vení: al enseñar a tu cachorrito instrucciones es importante que él responda a vos y se acerque cuando lo llamás. Por eso la orden "vení" es una excelente orden para enseñar a temprana edad. 
* Atrapá o cache: enseñarle a tu cachorro a atrapar y a traer objetos puede ser muy divertido y es una excelente manera para que tu pequeño amigo queme un poco de esa energía extra. 
* Rodá: enseñar a tu perro a rodar sobre sí mismo es fácil y puede ser un juego muy divertido para jugar juntos. Alentalo a echarse de lado y premialo con alimento. 
* Saltar sobre cosas: saltar por encima de las cosas es una habilidad útil para que tu cachorro aprenda, especialmente si te gusta trotar fuera del camino y te encontrás con obstáculos a último momento. 
* Abajo: entrenar a tu cachorro a echarse al piso es algo similar a poder estacionar tu auto: detiene el riesgo. Es menos probable que un cachorrito recostado se involucre en una travesura. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

COMO CUIDAR A UN CACHORRO

Instrucciones: 1 Toma en cuenta que el perrito ha sido alejado de su madre y de sus hermanos, por lo que al principio es normal que es...